miércoles, 11 de noviembre de 2015

Reparación cuasifortuita de un ajedrez electrónico

Hace tiempo que tengo un ALLEGRO 4 de Novag, un ajedrez electrónico de los años 90 (finales de los 80). Lo compré muy económico de 2ª mano (5 €, en un CashConverters, creo), pero lo cierto es que nunca he podido finalizar una partida. Al principio creía que lo manejaba mal, pero me di cuenta que al cabo de un tiempo de partida, indica movimientos imposibles.  Dada su inutilidad, disponía tirarlo para hacer un poco de espacio en un armario. Me parecía una lástima puesto que estos aparatos con auténticas reliquias, aunque todavía se fabrican algunos, la informática convencional los ha desplazado de forma aplastante, especialmente con las tablets y los móviles inteligentes. Antes de cumplir la sentencia, lo abrí para echarle un ojo a las tripas y para sacarle algunos componentes y también utilizar la lámina del tablero para jugar con piezas normales. Sin embargo pude ver un condensador que no tenía muy buen aspecto. 

El sospechoso

En los aparatos electrónicos en condensador para ser en componente más débil de la cadena. Lo saque y aunque las comprobaciones eran más o menos normales, el tester de condensadores (un flamante tester especial para condensadores llegado de china ayer mismo -herramienta indispensables en todas las casas de bien-) daba un valor de 111 nanofaradios, aunque lo ideal sería que diera 100, puesto que la etiqueta 104 indica que es de 10000 picofaradios, sin embargo la M tras el 104 señala que tiene una tolerancia del 20%, así que su valor no sería incorrecto puesto que podemos encontrarnos un valor entre 120 y 80 para ese condensador.

Tester de capacitores; ¡indispensable! Si no tiene, corra al Mercadona y mientras agita los brazos azarosamente, exíjales con vehemencia a los dependiente que le sirvan uno.

De todas formas, su aspecto era de deterioro y le puse otro equivalente: uno cerámico multicapa (que es lo que tenía), quedando tal y como se ve.

Con el nuevo condensador cerámico, del mismo valor que el anterior.

Lo monté para probarlo y conseguí finalizar una partidilla al nivel 1, con victoria incluida.
Es la primera partida que termino con este aparato. Habría que probarlo más para decir que está reparado, pero en principio hace lo que nunca hizo. 

Aunque, sospecho que me ha dejado ganar por una mezcla de agradecimiento por ser arreglado y de temor ante la posibilidad de ser tirado a la basura. 

No hay comentarios: